Nutrición

Pautas dietéticas:
Las elecciones alimentarias que hace a diario afectan su salud. Es importante consumir diversos alimentos nutritivos que sean bajos en grasas sólidas y azúcares agregados. La creación de un plan de alimentación saludable le ayudará tanto a usted como a su familia a hacer elecciones inteligentes con respecto a la comida. Un plan de alimentación saludable se basa en el consumo de frutas, vegetales, granos enteros y productos lácteos bajos en grasa o descremados. Incluye carnes magras, aves, pescados, frijoles, huevos y nueces; y es bajo en grasas saturadas, grasas trans, colesterol, sal (sodio) y azúcares agregados. Haga clic aquí para conocer más acerca de las pautas dietéticas de los EE. UU.

Además, le recomendamos hablar con su médico de atención primaria durante su próxima consulta para obtener más información acerca de las elecciones saludables de alimentación.

Grupos alimentarios y elecciones inteligentes:
A continuación, le mostramos los cinco grupos principales de alimentos a partir de los cuales usted debería consumir la mayor parte de sus calorías diarias.

  • Granos: asegúrese de que la mitad de los granos que consume sean enteros. Algunos ejemplos incluyen: avena, además de pasta, arroz y cereales integrales.
  • Vegetales: varíe los vegetales que consume en base a los cinco subgrupos que incluyen vegetales de color verde oscuro, vegetales anaranjados, vegetales almidonados, frijoles secos y otros vegetales.
  • Frutas: cómalas en abundancia. Las frutas pueden ser congeladas, frescas, enlatadas o secas.
  • Lácteos: los alimentos de esta categoría incluyen leche, yogur y queso. Concéntrese en opciones con contenido bajo o nulo de grasas, como yogures congelados, queso bajo en grasas y leche descremada o 1 por ciento.
  • Carnes y frijoles: los alimentos de este grupo incluyen pescado, aves, carnes, huevos, nueces, semillas, frijoles secos y guisantes. Algunas opciones saludables incluyen almendras, salmón y frijoles negros. Concéntrese en el consumo de alimentos avícolas y carnes magras o con bajo contenido de grasas.

Porción recomendada versus tamaño de ración:
La porción recomendada es la cantidad de comida sugerida de cada grupo alimentario y depende de su edad, sexo, nivel de actividad y si está intentando mantener su peso, engordar o adelgazar. El tamaño de una ración es la cantidad de comida que decide consumir, la cual suele ser mucho mayor a la porción recomendada. Las raciones de comida han aumentado con el paso del tiempo. Hace veinte años, una hamburguesa con queso tenía 333 calorías, ¡mientras que hoy tiene 590! Prestar atención al tamaño de la ración puede ser fundamental a la hora de perder peso. ¿Desea saber cuánto debería comer a diario de cada grupo alimentario? Para obtener un informe personalizado, haga clic aquí.

Etiquetas nutricionales:
La utilización de las tablas nutricionales presentes en los envases de los alimentos le ayudarán a asegurarse de prestarle atención a las calorías y la porción recomendada, y a seleccionar alimentos con alto contenido de determinados nutrientes, como fibras, y bajo contenido de otros, como grasas saturadas. Para obtener más información acerca de cómo interpretar una tabla, haga clic aquí.

Recetas saludables:
A continuación, le mostramos enlaces a sitios que ofrecen ideas para recetas saludables que usted y su familia podrán disfrutar.

Otros recursos:
A continuación, le presentamos una lista de otros recursos que le ayudarán a usted y su familia a comer en forma más saludable.

Recursos para niños:
En los siguientes enlaces encontrará divertidos juegos y herramientas para que los niños aprendan más sobre alimentación saludable.